¿Qué es la radiocirugía?

Muchos procedimientos médicos utilizan técnicas quirúrgicas tradicionales “abiertas”, como es el uso de bisturíes o la introducción de catéteres. Sin embargo, para algunas dolencias, es posible realizar técnicas mínimamente invasivas, como es el caso de la radiocirugía.

La radiocirugía es una técnica que permite el tratamiento directo al tejido cerebral comprometido con la enfermedad, sin realizar cortes en la piel o en el cráneo. Dentro de los variados sistemas de radiocirugía que hay disponibles en el mundo, en Clínica Dávila existe un equipo de alta tecnología para radiocirugía cerebral. Se trata de Gamma Knife Perfexion®, con el que se han realizado más de cuatrocientas intervenciones exitosas.

El neurocirujano de Clínica Dávila, doctor André Fassler, comenta que el uso de la radiocirugía estereotáctica (uso de dosis de radiación ionizante que emplea rayos gamma, sobre una zona comprometida por la enfermedad), tiene diversas posibilidades, entre ellas el acceso a las lesiones de difícil alcance. “En las zonas cerebrales que son críticas o que tienen más riesgo de complicaciones, se puede ocupar el Gamma Knife. Se puede utilizar radiocirugía en los casos en que es muy difícil la extirpación de un tumor, ya sea porque el riesgo para el paciente es muy alto, o porque el tejido afectado tiene una localización compleja. En cualquier escenario en que el tumor no se puede intervenir en forma completa, porque existe peligro de dañar otras zonas, se utiliza Gamma Knife”, dice el doctor Fassler.

Precisión extrema de la radiocirugía estereotáctica: ¿Cómo funciona el equipo Gamma Knife Perfexion®?

El neurocirujano agrega que el equipo Gamma Knife Perfexion® permite focalizar la dosis de radiación en un punto muy preciso. Se irradia en forma importante sólo una zona específica y no la estructura o tejido que está alrededor. “Éste es un equipo que tiene 192 fuentes de emisión. Sólo en el punto exacto donde convergen todas las emisiones, se genera la acción sobre el tumor o tejido que queremos tratar. El resto de la radiación se encuentra repartida, entonces la dosis en zonas aledañas es muy baja. Por esto, Gamma Knife Perfexion® permite hacer tratamientos muy seguros, a diferencia de la radioterapia convencional. En los tratamientos tradicionales, se irradian zonas extensas del órgano afectado. Gamma Knife en cambio irradia sólo lo que queremos eliminar y las dosis de radiación emitidas en tejidos colindantes son muy tenues y van bajando rápidamente”, asegura el especialista de Clínica Dávila.

¿Cuánto dura una sesión de Gamma Knife?

En general los tratamientos de radiocirugía son de una única sesión. Hay algunos que, por diferentes circunstancias, se pueden dividir de tres a cinco sesiones, pero para la gran mayoría de los pacientes una única sesión es suficiente. André Fassler dice que “el promedio de cada sesión es de 40 a 45 minutos, aproximadamente, en lo que se refiere a la irradiación misma, pero en total, desde que el paciente llega y se va, es alrededor de tres horas”.

Cómo funciona el equipo de radiocirugía Gamma Knife Perfexion®

Dado que la técnica es extremadamente precisa permite que muchas de las intervenciones sean casi ambulatorias. El doctor André Fassler señala que a veces “el paciente ingresa a Clínica Dávila temprano en la mañana, se instala el marco (bastidor de metal que permite inmovilidad del paciente), usando anestesia local. Se hace una resonancia nuclear magnética (RNM), necesaria para que los médicos hagan la planificación de la intervención. Una vez que se tiene listo el plan de trabajo, el paciente pasa al equipo Gamma Knife, se le hace el tratamiento con radiocirugía y finalmente le sacamos el marco”.

Si todo sale bien a las dos o tres horas se va para su casa. Ese día puede salir y hacer su vida normal. En general es un procedimiento que no ocupa licencia médica y el paciente hace su vida normal desde el día siguiente que sale de alta. De hecho, es un procedimiento ambulatorio. Por lo general a los pacientes se les da sedantes suaves para que se relajen durante el procedimiento, que es completamente ambulatorio y que produce molestias mínimas.

Post operatorio con equipo Gamma Knife Perfexion®: La mejoría del paciente es rápida y sostenida

Aunque el proceso de recuperación depende del paciente y del tipo de dolencia intervenida, en el caso de las metástasis cerebrales -que son tumores malignos que partieron en otra parte del cuerpo y se diseminaron hacia el cerebro- el tiempo de mejora es bastante rápido, señalan los expertos: en pocas semanas se encuentra respuesta clínica al procedimiento. Al mes, se hace control al paciente con una resonancia nuclear magnética (RNM), y en ese examen, ya se suele percibir una disminución importante del tamaño de las lesiones y de la sintomatología de los pacientes en la mayoría de los casos.

“En caso de lesiones benignas como meningiomas (tumor cerebral benigno) o schwannomas (tumor benigno de la vaina de mielina), la respuesta es un poco más lenta”, dice Fassler. “Los primeros controles se hacen entre los seis meses y un año. A partir de esa fecha empiezan a verse cambios a nivel de las lesiones”.

Gamma Knife Perfexion®, radiación estereotáctica controlada y casi sin riesgos

Gamma Knife Perfexion® es una unidad de alta tecnología disponible en Chile exclusivamente en Clínica Dávila, que utiliza un tipo de radiación (rayos gamma), cuya alta seguridad está dada por la exactitud, precisión y baja dosis periférica de radiación, produciendo un efecto adecuado con muy bajo riesgo de complicaciones.