Seleccionar página
Prevención enfermedades cardiacas en Clínica Dávila

Enfermedades cardiovasculares: causas y prevención

¿Qué es la enfermedad cardiovascular?

Las patologías cardiovasculares componen un conjunto de entidades que aquejan al corazón y los vasos sanguíneos. Dentro de las enfermedades cardiovasculares, las más frecuentes son la enfermedad coronaria y la enfermedad cerebrovascular.

En Chile, las principales causas de fallecimiento corresponden a enfermedades del sistema circulatorio (alrededor de 28.000 personas al año, divididos de igual forma entre hombres y mujeres). Estas estadísticas van en aumento. Es debido a esto que una de las especialidades médicas que presenta mayor cantidad de consultas es la cardiología.

El doctor Ángel Puentes, jefe del laboratorio de hemodinamia de Clínica Dávila señala: “En el área de cardiología ambulatoria atendemos una gran variedad de pacientes: pacientes con insuficiencia cardíaca, con arritmias cardíacas etc. Pero sin duda, las consultas más frecuentes son las cardiopatías coronarias: infarto agudo al miocardio, angina, ya sea angina crónica estable, angina inestable y pacientes con enfermedades valvulares. También es común recibir pacientes con defectos cardíacos, como comunicaciones interauriculares, pacientes con foramen oval permeable etc.”

Factores de riesgo para sufrir una enfermedad cardíaca

Los principales factores de riesgo para sufrir un infarto o una cardiopatía coronaria son conocidos: la hipertensión, el tabaquismo y la diabetes mellitus. Todos asociados a estilos de vida y hábitos nocivos evitables. La edad es otro factor importante: pacientes mayores de 65 años presentan mayor probabilidad de desarrollar una enfermedad coronaria. El sedentarismo y la obesidad también son factores de riesgo, al igual que los antecedentes familiares.

Estadística de enfermedades coronarias en hombres y mujeres

El infarto, que es una de las patólogas coronarias más graves y frecuente en hombres, en los últimos tiempos ha modificado sus cifras y presenta un incremento en el número de mujeres afectadas. Se ha planteado que en cuanto al pronóstico existe cierta variedad en estudios epidemiológicos, es decir, el pronóstico después de un infarto puede ser peor en las mujeres que en hombres.

Prevención de las enfermedades cardíacas

La cardiopatía coronaria se puede detectar mediante exámenes preventivos, sobre todo en aquellos pacientes con factores de riesgo de más de 40 años. Por eso se recomienda a partir de esa edad hacerse controles anuales.

En Clínica Dávila existe un equipo capacitado para realizar estos exámenes preventivos: test de esfuerzo, ecocardiografía de estrés con dobutamina y cintigrama al miocardio. Puede ocurrir que en un examen preventivo se detecte que el paciente posea alguna arteria obstruida y con estos procedimientos se puede localizar rápidamente, evitando que se obstruya por completo. Es decir, se puede evitar que el paciente llegue a sufrir un infarto.

Posibilidades de recuperación tras padecer una enfermedad cardíaca

La cardiología intervencional se desarrolla en Clínica Dávila a cargo de un equipo especializado, cuya función es realizar procedimientos mínimamente invasivos, que salvan y/o mejoran la calidad de vida de los pacientes que los requieren. Las intervenciones más comunes realizadas por esta especialidad son las coronariografías, angioplastias coronarias, sondeos miocárdicos, cierre de defectos congénitos, resarcimientos valvulares entre otros. Estas anomalías son a su vez generadas por patologías cardiacas agudas o crónicas tales cómo infartos, las anginas y cardiopatía estructural.

Para evitar estos cuadros, en general, se recomienda a todas las personas seguir medidas denominadas de prevención primaria; consisten en comer sano, realizar ejercicio en forma regular, no subir de peso, no fumar y controlar los factores de riesgo, como la diabetes, la hipertensión, el colesterol alto, eso fundamentalmente, para tener una vida saludable, sobre todo del sistema cardiovascular.