Blog

Malformaciones del cráneo: causas y tipos

Uncráneo normal puede tener distintas formas, por lo anterior, muchas veces es difícil definir cuando un cráneo se encuentra mal formado.

El doctor Andrés Goycoolea, neurocirujano infantil de Clínica Dávila, explica que “a grandes rasgos, el crecimiento y la forma del cráneo dependen de dos factores: el primero de ellos es el crecimiento del cerebro, que expande el cráneo como un globo inflándose dentro de una caja.  Por lo anterior, una deformidad del cerebro, que crezca mucho o muy poco, va a producir necesariamente deformidades craneanas”.

Asimismo agrega que “el segundo factor que influye es el crecimiento propio de los huesos del cráneo, influido por el crecimiento normal del niño y las articulaciones entre sus huesos.

Por lo tanto, el cierre de alguna articulación entre los huesos del cráneo va a producir deformidades o asimetrías en la cabeza de un niño que nos pueden ayudar a diagnosticar enfermedades”.

Causas de malformaciones en el cráneo

Sobre las causas de las malformaciones del cráneo, el especialista afirma que «existen muchas deformidades craneanas en niños, pero las más frecuentes ocurren por el apoyo prolongado sobre alguna parte del cráneo, produciéndose aplanamiento de los huesos, que puede ser notorio y que llamamos posicional”.

Igualmente, señala que “las malformaciones más importantes son las que se producen por enfermedades que pueden llegar a necesitar cirugía. Dentro de ellas, existe un grupo de enfermedades llamadas “craneosinostosis” que ocurren por el cierre precoz de alguna o varias articulaciones entre los huesos del cráneo”.

Malformaciones craneanas más frecuentes:

Escafocefalia: ocurre por el cierre precoz de la sutura sagital y produce un cráneo angosto y alargado.

Braquicefalia: ocurre por el cierre precoz de la sutura coronal y produce un cráneo ancho y plano.

– Trigonocefalia: ocurre por el cierre precoz de la sutura metópica y produce un cráneo aguzado y con deformidades de las órbitas.

En relación a los tratamientos, el especialista aclara que “la gran mayoría de las craneosinostosis van a necesitar cirugía. Existen distintas técnicas para corregir estas malformaciones, y la elección de ésta depende principalmente del tipo de malformación y a qué edad se diagnosticó. Por lo general, mientras más pequeños se operen estos pacientes, mejor será el resultado y menores serán los riesgos de la cirugía”.

Por último,  indica que “existen algunos síndromes genéticos poco comunes que también pueden producir malformaciones craneanas. A estas las llamamos “malformaciones complejas” que requieren de tratamiento con cirugía y habitualmente presentan otras malformaciones en otras partes del cuerpo además de las deformidades del cráneo”, puntualizó el doctor.