Seleccionar página

¿Qué es la maternidad subrogada?

La maternidad subrogada, también conocida como útero subrogado, es una práctica que se utiliza cada vez más. Consiste en que una mujer presta su vientre para que crezca el hijo de otra pareja, producto de que esta no puede tener hijos por diversos motivos.

Algunos de estos pueden ser:

  • La ausencia de útero en la mujer.
  • Daño irreversible en el útero de la mujer.
  • Que la pareja sea homosexual masculina.

La maternidad subrogada en Chile no está regulada, por lo que no existe ninguna ley que avale el procedimiento y como en el país sólo es madre quien da a luz, no es posible realizarlo.

Según la ginecóloga de Clínica Dávila, Karina Sequeira, lo más complejo es que para este método hay que salir del país.

Involucra viajar, buscar una mujer que desee llevar a tu hijo en su vientre, que lo cuide, además de todo el trámite legal del país que han escogido”.

Países en los que es legal el embarazo subrogado:

  • México.
  • Colombia.
  • Canadá.
  • Estados Unidos.
  • Rusia.
  • Ucrania.
  • Entre otros.

Algunos de estos países permiten a extranjeros poder tomar esta opción de tener hijos propios sin embarazo. Mientras que otros autorizan la maternidad subrogada sólo cuando las parejas pertenecen al país.

Riesgos de la maternidad subrogada

Este método tiene los mismos riesgos que tiene cualquier embarazo, pero también existe la posibilidad de que la mujer que está prestando el vientre, decida quedarse con el hijo.

Finalmente, desde el año 2017 se está buscando la creación de una ley que regule estos procedimientos en Chile, para que así no se vuelvan una especie de mercado.

Algunos de los puntos que se han considerado en los proyectos de ley son:

  • Que las mujeres que presten su cuerpo deberán ser mayores de 25 y menores de 45 años.
  • Que las madres subrogadas tengan hijos propios antes de proceder.