La hepatitis C es denominada por los expertos como una epidemia silenciosa, que solo en Chile afecta anualmente a cerca de 80 mil personas.

En el marco del día mundial de la enfermedad, Clínica Dávila y laboratorio Roche promueven la detección oportuna con exámenes sin costo y realizan un catastro de aquellos casos que aún no han sido identificados.
 
Por tercer año consecutivo Clínica Dávila, en conjunto con el laboratorio Roche, ofrecerá tomas gratuitas de PCR (muestra sanguínea), para aquellos pacientes que deseen detectar precozmente si se encuentran infectados  con el virus de la Hepatitis C. También se entrega información sobre los tratamientos existentes y formas de evitar el contagio.
 
Los especialistas advierten que es muy importante detectar el virus a tiempo y someterse a los debidos tratamientos, no solo por el riesgo de que la enfermedad  pueda encubarse durante muchos años, sino también porque la Hepatitis C es la principal causa de los trasplantes de hígado en Chile y el mundo. El virus se caracteriza “por replicarse en el hígado de la persona afectada, sin producir síntomas en periodos que se pueden extender de 10 a 30 años. Durante este tiempo asintomático, la enfermedad puede producir daño progresivo del órgano e incluso provocar una cirrosis hepática”, señala la gastroenteróloga de Clínica Dávila, Dra. Marina Becerra.
 
La Hepatitis C es denominada en el mundo médico como una “epidemia silenciosa”, debido a que las personas pueden convivir con el virus, sin síntoma alguno, durante largos periodos de tiempo. Y pese a que los pacientes sean muy cuidadosos para prevenir el contagio, no suele ser suficiente ya que la enfermedad se puede contraer incluso en el útero materno. Por esto los especialistas insisten en la importancia de realizarse el test.
 
Escalofríos, dolores de cabeza, falta de concentración, fiebre alta, anorexia, faringitis y náuseas son parte de los síntomas iniciales de la enfermedad. La coloración amarillenta de la piel (ictericia) y la presencia de bilis en la orina (coluria)  son algunas de las señales que se presentan al cabo de cinco días de infección, aunque la mayoría de las veces la Hepatitis C se presenta sin síntomas.
 
Factores de riesgo

Es importante realizarse el examen, si:
  • Recibiste una transfusión de sangre antes de 1996.
  • Has utilizado jeringas no estériles o te has inyectado drogas endovenosas (aunque sea una vez en cualquier época de la vida).
  • Has tenido múltiples parejas sexuales o has mantenido relaciones sexuales con una persona infectada.
  • Si eres hijo de madre portadora del virus
  • Si tienes una cirrosis de causa no aclarada.
  • Si presentas una alteración persistente de pruebas hepáticas.
  • Si tienes tatuajes y/o piercings realizados con agujas y/o materiales no estériles. 
Las tomas de sangre se realizan del 29 de julio al 2 de agosto, en el Hall Central del edificio D de la Clínica Dávila, ubicada en Av. Recoleta 464, Recoleta de 09:30 a 17:00 hrs.