“El estudio metabólico es un conjunto de exámenes de laboratorio, que incluye la toma de muestras de sangre y la recolección de orina, y que se aplica a personas que presentan litiasis o cálculos renales a repetición”, explica el doctor Sebastián Cabrera, nefrólogo de Clínica Dávila.

A través de esta evaluación se busca identificar y caracterizar las condiciones médicas y otros problemas metabólicos que predisponen a un paciente a formar cálculos renales repetidamente.

Esta información ayuda al médico a definir el tratamiento preventivo para la litiasis renal y disminuir las posibilidades de que vuelva a presentarse.

Adicionalmente, se aplica un cuestionario para profundizar en la presencia de factores de riesgo en la alimentación y estilos de vida, tales como dieta, hidratación, actividad física, antecedentes personales y familiares, y enfermedades relacionadas, entre otros.

Preparación

Este estudio indica ciertas restricciones de alimentación y medicamentos muy detalladas en ciertos periodos de tiempo a lo largo de su aplicación.

Se requiere de un ayuno de al menos ocho horas el día de la toma de muestras de sangre, junto con retirar instructivo y los recipientes para la recolección de orina.

Duración

En resumen, el estudio contempla dos extracciones de sangre y cinco muestras de orina en diferentes condiciones de preparación del paciente, a lo largo de dos semanas.